Recuerde, la información presentada a través de mi página web, podcast, redes sociales y otros medios es sólo información educativa y no un consejo médico. (Y yo no soy médica ni una experta en endometriosis). Siempre consulte con su médico cualificado antes de realizar cualquier cambio en su plan de tratamiento. Lea mi descargo de responsabilidad aquí.

Mitos Diagnósticos Comunes

Existe mucha información errónea sobre la ecografía y la resonancia magnética para diagnosticar la endometriosis, por lo que he dividido esta sección en mitos comunes que los médicos les dicen a los pacientes. Entonces, si un médico dice algo de lo siguiente, es una señal de alerta de que quizás quiera buscar un médico más experto en endometriosis:

“Tus ecografías/imágenes de resonancia magnética son negativas, así que no tienes endometriosis”.

Incorrecto. Las ecografías/imágenes no pueden descartar la endometriosis. Incluso los mejores (o los autoproclamados “mejores”) expertos en ecografías/imágenes del mundo no pueden descartar la endometriosis mediante ningún tipo de exploración.

“Todas las ecografías son iguales.”

La mayoría de los ginecólogos realizan ecografías transvaginales rutinarias en lugar de ecografías transvaginales guiadas por expertos (ETVUS) para la endometriosis. Una ecografía rutinaria generalmente es rápida y se centra en los ovarios y el útero, mientras que con una ETVUS el especialista se toma el tiempo para observar sistemáticamente los otros órganos en la cavidad pélvica como el intestino, la vejiga, y también la relación/movimiento entre los órganos pélvicos. Por ejemplo, los signos de endometriosis intestinal en una ecografía podrían ser si el intestino se desliza o no, engrosamiento del intestino y estrechamiento del intestino y nodularidad de los ligamentos uterosacros y la pared intestinal, entre otros hallazgos.

Sin embargo, una cosa es llamar a una ecografía “guiada por un experto” y otra cosa es que la realice un experto.

Recuerde, ni siquiera ETVUS puede descartar la endometriosis.

“La ecografía y la resonancia magnética pueden diagnosticar definitivamente la endometriosis.”

Las exploraciones no pueden descartar la endometriosis, lo que significa que aún puede tener endometriosis incluso con una exploración negativa.

Las exploraciones pueden indicar la endometriosis como sospecha clínica (es decir, un diagnóstico de sospecha). Sin embargo, la única forma de tener un diagnóstico confirmado y 100% definitivo es mediante laparoscopia con una biopsia e informe patológico. Hasta que no tenga ese informe de patología, ni usted ni su médico saben con certeza lo que tiene.

En febrero de 2022, la Sociedad Europea de Reproducción Humana y Embriología (ESHRE) publicó una guía clínica actualizada para la endometriosis, afirmando que “la laparoscopia ya no es el estándar de oro de diagnóstico y ahora solo se recomienda en pacientes con resultados de imagen negativos y/o cuando el tratamiento empírico no tuvo éxito o es inapropiado”, siendo el tratamiento empírico la supresión hormonal.

Sin embargo, es importante señalar algunas cosas:

1) Cómo se realizan las ecografías/imágenes, la máquina utilizada y la experiencia de quién las lee es extremadamente importante cuando se utilizan ecografías/imágenes para buscar signos de endometriosis. Un ginecólogo común que busca signos de endometriosis mediante una ecografía rápida no es lo mismo que un cirujano de escisión que realiza ecografías/imágenes varias veces a la semana para su planificación preoperatoria.

2) Tanto algunas pacientes de endometriosis como cirujanos de escisión han criticado la nueva guía clínica. No porque no quieren que el paciente reciba un diagnóstico de sospecha más rápido, sino porque para muchos pacientes esto puede aumentar los obstáculos para el tratamiento adecuado de la endometriosis, especialmente para la cirugía de escisión, que ya es inaccesible para la mayoría. Estos problemas en la atención de la endometriosis ya existían, pero el temor es que si vayan a empeorar si hay una mala interpretación de la guía clínica.

Y lamentablemente, ya hemos oído historias de médicos que malinterpretan la guía clínica, centrándose sólo en la primera frase y diciendo que en cualquier caso ya no es necesaria la laparoscopia exploratoria, lo cual no es lo que dice la guía clínica. O artículos publicados que dicen que la laparoscopia es sólo una opción potencial para un paciente con exploraciones negativas después de que los medicamentos hormonales no han logrado controlar sus síntomas, lo cual no es lo que dice la guía clínica. Una vez más, el paciente está obligado a usar tratamientos hormonales, sin poder realizar una laparoscopia exploratoria mientras su médico sigue probando múltiples opciones hormonales para “encontrar la que funcione para el paciente”.

La mayoría de los médicos que atienden a pacientes con endometriosis son ginecólogos comunes que no son expertos en endometriosis. ¡Se estima que sólo hay entre 200 y 300 cirujanos expertos en endometriosis en todo el mundo! Entre los que no son expertos, el “diagnóstico” de la endometriosis mediante ecografías/imágenes y/o tratamiento empírico a menudo va de la mano con el “tratamiento” de la endometriosis con hormonas o medicamentos GnRh (sin embargo, estos sólo controlan los síntomas y no hacen nada por la enfermedad).

Aunque no parece que la laparoscopia para el diagnóstico y la laparoscopia para la cirugía de escisión estén conectadas, la desafortunada realidad es que muchos ginecólogos no expertos en endometriosis no conocen o no creen en los beneficios de la escisión. Para algunos, alejarse de la laparoscopia diagnóstica puede reforzar su creencia de que la cirugía no es necesaria en absoluto para la endometriosis, ni para el diagnóstico ni tampoco para el tratamiento.

Es imprescindible que tengamos un diagnóstico más temprano para la endometriosis. Varios estudios han demostrado que el tiempo promedio para ser diagnosticado es de unos 8 años en varios países. Un diagnóstico, ya sea definitivo o sospechado, es una validación después de años de que le dicen que sus síntomas son psicosomáticos. Es una conexión con una comunidad que puede ayudar a brindar apoyo al paciente. Es comprender su cuerpo y poder profundizar en la investigación sobre su enfermedad. No tener un diagnóstico es muy difícil. Pero el diagnóstico temprano debe ir de la mano de un acceso temprano a un tratamiento experto. A muchos pacientes no se les informa sobre la escisión, por lo que no pueden tomar una decisión informada sobre su tratamiento. O si necesitan una derivación a un cirujano de escisión (depende del sistema de salud en cada país), no pueden conseguirla porque su médico cree que no es necesario y que pueden “diagnosticar” y “tratar” endometriosis debido interpretaciones incorrectas de la nueva guía clínica.

“Sus ecografías/imágenes son negativas. Empecemos con hormonas o medicamentos GnRh y si sus síntomas mejoran, es endometriosis”.

A esto se le llama tratamiento empírico. Sin embargo, no puede confirmar si tiene endometriosis. Hay otras razones además de la endometriosis por las que el dolor de una persona puede disminuir cuando toma hormonas o se encuentra en un estado de menopausia química.

No tiene que hacer un tratamiento empírico si no quiere. La guía actualizada de la ESHRE aún recomienda que los médicos ofrezcan una laparoscopia para el diagnóstico y tratamiento en pacientes con exploraciones negativas. Puede hablar de las ventajas y desventajas de una laparoscopia exploratoria con su médico. Un verdadero experto en endometriosis puede realizar una laparoscopia exploratoria para diagnosticar su enfermedad y extirparla en la misma cirugía.

“Sus ecografías/imágenes muestran signos de endometriosis. Debes tomar hormonas o medicamentos GnRh para ralentizar la progresión de la endometriosis”.

Aunque es excelente obtener un diagnóstico de sospecha, el diagnóstico temprano debe ir de la mano con un tratamiento experto.

Es el paciente quien decide cómo quiere abordar su endometriosis, pero el paciente debe saber que la cirugía de escisión es el tratamiento estándar de oro porque en realidad extirpan la enfermedad desde la raíz. Las hormonas y los medicamentos GnRh no extirpan la enfermedad y la enfermedad aún puede seguir avanzando/progresando a pesar de su uso. Son sólo para el manejo de los síntomas y no funcionan para todos.

Sólo cuando el paciente tiene toda la información puede dar su consentimiento informado. Desafortunadamente, muchos ginecólogos no conocen mucho sobre la endometriosis y, por lo tanto, no pueden informar bien a sus pacientes.

“Sus ecografías/imágenes muestran signos de endometriosis infiltrativa profunda. Dado que está en su órgano X (el intestino, la vejiga, etc.), es demasiado arriesgado operarlo. Debes tomar hormonas o medicamentos GnRh como no se puede operarlo”.

Esto es muy similar al mito anterior, pero en este caso, se considera que su endometriosis es “demasiado arriesgada” para extirparla. ¡Lo cual suena realmente aterrador! Pero en realidad, a pesar de que algunos médicos dicen que la endometriosis de intestino o vejiga es demasiado “arriesgada” para extirparla, la verdad es que en manos de un cirujano de escisión capacitado y con amplia experiencia en endometriosis de intestino/vejiga, generalmente ¡Se puede extirpar completamente con un riesgo muy bajo de complicaciones! Lo que es demasiado arriesgado para un cirujano menos capacitado probablemente no lo sea para otro más capacitado. Y, por supuesto, si un cirujano no tiene la experiencia necesaria para extirparlo de una forma segura, tampoco queremos que intente porque puede haber complicaciones. Por lo tanto, si un médico dice que extirpar la endometriosis es demasiado arriesgado, probablemente sea una señal de alerta para buscar otro cirujano de escisión.

“Sus ecografías/imágenes son negativas. Aún podría tener endometriosis superficial, pero en ese caso no es necesaria una laparoscopia exploratoria ni una cirugía de escisión”.

Generalmente, no se ve endometriosis superficial en las ecografías/imágenes. Algunos médicos creen incorrectamente que la endometriosis superficial no causa mucho dolor y que la escisión es sólo para endometriomas o endometriosis infiltrativa profunda. Sin embargo, cualquier tipo de endometriosis, incluida la superficial, puede provocar síntomas en una persona y la escisión es el tratamiento estándar de oro para todos los tipos de endometriosis. Si los síntomas de su paciente son indicativos de endometriosis, un verdadero experto en endometriosis puede realizar una laparoscopia exploratoria para diagnosticar su enfermedad y extirparla en la misma cirugía. Además, la guía clínica de ESHRE aún establece que los médicos deben ofrecer una laparoscopia para el diagnóstico y tratamiento en pacientes con exploraciones negativas.

“Sólo tienes un endometrioma”.

Múltiples estudios han demostrado que los endometriomas ováricos suelen indicar que la persona también tiene endometriosis pélvica e intestinal grave. Si su médico le dice que “simplemente tiene un endometrioma”, es posible que desee buscar una segunda opinión con un cirujano experto en escisión. De esta manera, se extirpará toda la endometriosis a la vez, en lugar de solo el endometrioma. Vea mi página sobre Endometriomas.